viernes, 11 de octubre de 2013

CRÓNICA: ¿A QUÉ SABE LA LUNA?


 
Este atardecer dando un paseo Saúl miró hacia el cielo y gritó:
"¡La luna! Mira mamá, está la luna... está rota..."

 
Lucía  le dijo que no estaba rota, que estaba creciendo...
porque ella ya conocía las fases de la luna
y sabía que cuando la luna parecía una D estaba creciendo
 y cuando parecía una C estaba menguando.

 
 
Pero Lucía no se acordaba de por qué crecía y menguaba la Luna, así que recordamos
que la Luna es un satélite de la Tierra, y que gira alrededor de ella,
y a la vez se desplaza con la Tierra alrededor del Sol... 
así que no crecía ni nada,
sólo que dependiendo de la posición de la Tierra y de la Luna se veía más o menos.
 
 
 
Cuando llegamos a casa, le contamos a Saúl cuáles eran las fases de la Luna,
con galletas Oreo...
 
y enterar no se enteró de mucho, pero le encantó comérselas después...
 
 
Hoy en nuestra casa la Luna supo a Oreo, ¿y en la tuya?
 
 

1 comentario: